Bailando con la política

aguirre bailando

La campaña permanente es una constante en los ciclos políticos, pero necesitará de momentos de control y de promoción que muevan los tiempos de actuación.

En esos momentos de promoción, las elecciones ocupan un lugar privilegiado y podríamos definirlas como una sucesión de eventos para persuadir a los públicos, generar contenido y crear opinión pública.

La celebración de estos eventos, conllevan una serie de dinamizadores que apoyan los discursos y propuestas electorales de los partidos que se presentan, de los candidatos y de sus políticos mas representativos, donde las siglas partidistas, los colores y los himnos enmarcan momentos de éxtasis y motivación política.

Josep_Antoni_Duran_i_Lleida-CiU-acto-juventudes-Elecciones_20-N_MDSVID20111109_0166_4

Junto con esos propósitos que los actos electorales tienen, se entremezclan otros objetivos que están directamente conectados con el candidato, el cual, deberá aprovecharlos para mostrar su cara mas empática o su perfil como representante, siempre pensando en una compensación en votos el día de las votaciones.

En esta tarea que los candidatos tienen y que los eventos enmarcan, hemos visto las dotes de éstos en cuestiones musicales, donde el tocar un instrumento como el saxofón o la batería hacen levantar a todo un auditorio de votantes e incluso el cantar seduce al electorado como flautista de Hamelín de los cuentos, sin olvidar aquellos videos publicitarios en los que el candidato únicamente baila, y que sin conseguir los resultados esperados, consiguió ser la sensación durante la etapa electoral.

 

iceta queen

Pero si de algo se ha hablado en las ultimas semanas es del órdago independentista en las elecciones catalanas, junto con las dotes coreográficas del candidato socialista en sus actos de campaña, convirtiéndolo en tendencia en las redes sociales, protagonista de memes varios y donde han corrido ríos de tinta acerca de si su actuación era la mas adecuada para su partido y para su imagen.

Lo que resulta curioso, es que esta maniobra tachada de electoralista, ha conseguido que el candidato socialista cope la información y fomente la memoria a corto plazo que las elecciones sacan a relucir;  Si tiramos de hemeroteca, vemos que no es ni la primera que los bailes aparezcan en los actos electorales y apuesto porque tampoco será la última.

Muchos han sido los candidatos que se han animado a echarse unos bailes en sus actos, cuestión que también dependerá del propio carácter del político, del momento en el que se encuentre, de su ánimo y de si la canción que suena les invita a moverse. Queda claro que la celebración de eventos ayuda a mostrar caras de los candidatos que en otras situaciones, no sería posible.

Por tanto, considero que en un momento en el que las formalidades estrictas dan un paso atrás, estas actuaciones colaboran positivamente en las tareas de personalización, caracterización, diferenciación y humanización de la política, siempre en el contexto de la celebración de la campaña permanente.

Anuncios

Manifestaciones Creativas

protestas-egipto-1

Estarán de acuerdo conmigo en que la sociedad cada vez se encuentra más dispuesta a protestar por aquellos acciones políticas y de gobierno que no son justas, a favor de la transparencia y de que los representantes políticos, e incluso los bancos, se conviertan en lo que los ciudadanos nos merecemos, lejos de la corrupción, el egoísmo y el enchufismo.

Una de las vías formales por las que conseguir esto, son las manifestaciones sobre una cuestión determinada en el que un nutrido grupo de ciudadanos protesta por una situación concreta a través de un recorrido por las calles de diversas ciudades o mediante la concentración en algún lugar emblemático. Seguro que a todos se nos vienen a la cabeza las realizadas en el año 2011 y a las que se les llaman movimiento 15M, como uno de los paradigmas de los derechos políticos que todo ciudadano ostenta.

Movimiento-15-M

Pero ante el volumen de protestas que casi de manera diaria nos encontramos, son los medios de comunicación los que deciden sobre cuales hacerse eco y cuales no. Esta decisión sobre la mediatización de unas protestas en vez de otras que ha provocado la creación de nuevas formas de ejercer este derecho constitucional, haciendo brillar la creatividad y por tanto, incitando a que la repercusión mediática se concentre en ellos por la innovación incluso a veces con tintes cómicos en las que han decidido determinados colectivos transformar sus formas de protestar y manifestarse.

Al tener una mayor cobertura en medios, es más probable que el representante político o económico hacia el que se dirige ese colectivo con esas acciones, por mucho que hayan enviado escritos, concertado reuniones y hayan visitado su despacho, conozca el asunto sobre el que hacen hincapie y así  sepa de su existencia por todas las vías posibles.

Pero esa repercusión no solo es hacia los cargos públicos y los medios, sino también dirigidos a los otros ciudadanos, que mostrarán mayor interés sobre el tema de la protesta cuando son espectadores de estas nuevas vías de manifestarse, por aquello que se dice de que la curiosidad mato al gato.

0971_03-Congreso

El cantar por fandangos en el Parlamento Andaluz, enseñar los pechos con un mensaje en una sesión plenaria en el Congreso, bailar unas sevillanas en una sucursal bancaria, protestar a golpe de ópera o pasearse por los aledaños del consistorio municipal vestidos de zombies ya forman parte de la historia de las protestas en España, y hay que decir que han conseguido su objetivo de salir en medios y por consiguiente canalizar su mensaje hacia la persona concreta  a la que van dirigidos.

Podremos estar de acuerdo o no con las nuevas tendencias en cuanto a protestas que nos rodean, pero considero que  nunca dejaremos de sorprendernos a nosotros mismos, ni llegaremos a conocer al 100% la capacidad humana para inventar y poner la creatividad sobre la mesa en cuestiones que afectan a la calidad de vida y formas de pensar de nuestra sociedad, siempre desde la legalidad y la legitimidad de las acciones.

1317709307194ZOMBIS-WALL-STREETdn